Inicio Historias Los sordos deslenguados (breve texto teatral)

Los sordos deslenguados (breve texto teatral)

77
0

(Así como Alonso de Santos dijo que El escenario ha sido lugar de creación y comunicación con los mitos y los ritos.… Lévy-Strauss afirmó que La palabra no cobra su sentido pleno más que en el interior de una frase…)

Los sordos deslenguados
(breve texto teatral)
JM. Rodríguez

Son cinco los personajes,
y un narrador

 

Un bar es un buen escenario de teatro. Incluye a los actores. Congelemos por un momento la acción para observar a aquellos cinco jóvenes que están en el otro extremo de la barra. Arrogantes y acicalados, bien vestidos, hasta el desate casual de sus corbatas. Luego, pulsemos la tecla de play y veremos su realidad de exhibicionistas procaces. Hablan a gritos sobrepuestos porque escuchar no les importa, solo oírse ellos. Tanto es así que, si los pongo en mute dejándolos con sus movimientos y gestos, sería igual. Pero, en el bar no hay mute que valga, es el escenario del ritual etílico del atardecer de los viernes. Ellos de pié, agarrados de sus vasos, soltando al aire los humores que sus vidas destilan. Y yo, narrador impremeditado, bebiendo mis tragos en la precaria lejanía que la barra permite, mientras oscilo pendularmente en uno de estos bancos rotatorios que tanto me gustan. Los demás presentes no son actores, ni espectadores. Tampoco escuchan, ni siquiera hablan, funcionan conectados al cibertubo por donde fluye la energía que los mueve. Es la virtualidad. Ella es tangencial a la vida. En las tangentes los seres son unidimensionales. El que sirve los tragos (le dicen barman) es diferente, aunque parezca una maquina expendedora que responde a señas de vasos levantados, es al menos tridimensional.

Volviendo a los cinco hombres, sus palabras, sin importar lo que digan, no tiene significación. Con ellas no se puede construir oraciones comprensibles, solo son espuma, como las de aguas residuales batidas. Llenan la taberna y nos apretuja con su inconsistencia. Sin embargo no tiene sentido quejarse de los rituales, así son, sin importar su género. Siempre tienen una atmósfera abrumadora como esta, sea incubada en la exudación de inciensos y arrepentimientos o en alcohol y feromonas. De ahí que las emanaciones ópticas y auditivas de este ritual, manden al diablo lenguaje e intervalos entre sonidos, haciendo del goce un disparate. Para que lo entiendan mejor, escuchemos lo que dicen. Hagamos clip en continuar.

Tengan claro que los derivados de alto riesgo sólo están al alcance de personas que, primero… (Alguien lo interrumpe.) No te pongas a dar lecciones…

(Los demás se hacen guiños cómplices)

Coño, yo hablo como quiera, (Hace una pausa para ajustarse el blazer.) No se puede invertir si la pérdida de dinero supone un peo económico, segundo, y no menos importante, la razón la impone la veteranía y el guáramo, y la información, que no la tiene cualquiera… (El que interrumpió, sin dejarle hablar, sigue vehemente.) Nada de eso tiene que ver con la sociedad. La vida no es sólo un asunto de apuestas individuales, ni de inversión en futuros, comprar para engordar o robarme la bolsa.

Los swaps también son negativos. (El interrumpido le da unas palmadas en el hombro tranquilizándolo, le pregunta con fingida preocupación.) ¿Comunista o tardío mariguanero? (Otro por encima sentencia.) Prohibir la especulación es como prohibir la inversión.

(Y otro lo secunda con convencida certeza.) Los especuladores, son para la economía como los discos de la columna vertebral, además de amortiguar el riesgo de las inversiones, dan flexibilidad al sistema.

(También un cuarto hombre.) Sin especuladores no podría haber inversores porque nadie les compraría o les vendería… (Y el que se monta gritando lo volvió a hacer.) La actividad altamente especulativa mantiene en marcha al mercado. La cocaína también ayuda.

(El supuesto comunista, que lo tenía al lado, toma distancia y estira sus brazos, ahora su vehemencia es gestual.) Lo que faltaba, va a resultar que la especulación y el narcotráfico son las rolineras de la economía.

(Una inesperada pausa calma el amontonamiento de voces)

(El de las lecciones, que tiene finos modales y cejas intencionalmente trazadas, continuó en la misma tónica.) Un operador intradía de éxito tiene que prestar atención. Se busca ganar. Para eso se invierte el dinero ¿cómo vas a impedirlo, interviniendo la bolsa?

Oigan (Hablaba uno que miraba al suelo, tiene una voz delgada.) ¿Qué agente-programa-web usan para invertir? No es que esté interesado en hacerlo, es sólo curiosidad.

Coño, ¿no son las rolineras? (El de las certeza insistía con tozudez. Mantiene una elegancia impecable, es el único con la corbata perfectamente anudada) ¿Y la liquidez de los mercados? Uno compra el riesgo del instrumento derivado, en este caso el futuro, y otro lo vende…

De verdad (De nuevo el que sólo mira el piso.) me ladilla la política.

El problema de ustedes, los socialistas, (El que le gusta dar lecciones no se detiene), es que son unos ilusos redomados, y tú deja la vaina con la política, esto es ciencia económica.

No se si los economistas son científicos, pero, sí una ladilla (De nuevo el tipo que habla viendo al piso.) No se les entiende nada de lo que dicen…

No me venga con ese monismo metodológico… (Lo dice el gritón desatado y sin chaqueta).

¿Qué cosa? (El que mira al piso gira sobre si mismo haciendo un gesto de no comprender.)

Nada, ya conozco ese cuento, (Responde el que llaman comunista, que tiene calva precoz.) a ustedes lo que les molesta es que se ponga en evidencia la caja de mierda que son las especulaciones, y dejen la mariquera socialista, yo no lo soy.

No entiendo que a alguien le moleste que las mejores condiciones de liquidez sean también de volatilidad… (Otra vez el desatado). No es muy equilibrado asumir el dilema de agüevoneado o estafador… (Alguien que no vi -me estaba tomando mi trago- fue el que lo dijo.)

(El de las lecciones insistía en su asunto.) Claro que ese no es el dilema, ya bien jodido es el slippage y cuando salta tu stop, que suele ser de uno o dos puntos… (Lo interrumpió el que llamaban comunista.) Ya vas a salir con tu cuento del apetito al riesgo y las contingencias… Estas empeñado en importunar, (Sigue sin variaciones el de las lecciones.) yo trabajo con estrategias de ruptura. Como inversor, analizo el producto y, si parece que cotiza a precios razonables, compro. Sólo lo venderé cuando el precio alcanza unas cotas muy altas. Las variaciones en la cotización a corto plazo a nosotros no nos afectan porque simplemente no venderemos en ese momento.

El futuro (Hablaba de nuevo el de las certezas.) es una herramienta potente y peligrosa aplicada al tradding de futuros y opciones sobre índices bursátiles… ¡Que descubrimiento! (El desatado es un provocador.) ¡No me interrumpas! Con cualquier derivado tienes el mismo peligro. Se deposita sólo las garantías y se liquida por diferencias. Depositando poco dinero, estarás obteniendo un beneficio-pérdida correspondiente a un nominal mucho mayor.

Amigos, (Otra vez el de las lecciones) llevo viviendo de la bolsa mucho tiempo, todos hemos cometido los dos pecados capitales del tradding: posiciones altamente apalancadas para un intradía con apenas liquidez en el stoploss y money management nulo.

(El técnico imaginado certero responde.) El slippage se nota más en operaciones gordas, en las que el broker te trabaja la operación, para no ir de cara descubierta. Para las operaciones pequeñas, si quieres cerrar a un precio, pones un límite, el problema es si no lo puedes realizar a ese precio.

Yo pensaba (De nuevo el de las lecciones.) que el slippage se produce cuando metes una orden a mercado, y no tienes toda la contrapartida que necesitas ese precio.

(El comunista calvo da pasos a uno y otro lado haciendo gestos de desespero
con el brazo que porta su trago, luego dijo.)

Ustedes, a pesar de ser arrechamente funcionales, no se dan cuenta de la jerigonza que hablan… Y tú eres un criticón paju´o… (El provocador en camisa.) A ti no te contesto güevón (Responde el comunista.)

(El técnico trata de continuar.) Lo que hay que hacer es apalancar el capital para adquirir un determinado activo y luego deshacerse de él tan pronto como el precio se mueva en una dirección favorable… ¿Y la producción..? (Pregunta el comunista y el provocador continuaba.) El que preguntas güevonadas eres tú.

Estamos hablando de operaciones al límite. (El técnico sigue.) El problema es mi tradding, uso un sistema con un componente automatizado que es muy matemático, él ejecuta un tubo con operaciones a mercado si salta el stop.

(Interviene el que mira el piso.) Tú dices que esto no es política, y qué hace que el petróleo, suministrado a USA o Europa, al verse comprometido, suba su precio. Luego que ese suministro se asegure, así no ocurra, el crudo bajará.

Según mis cálculos, (Habla de nuevo el empeñado en dar clases) tu efectivo es sólo suficiente para operar en intradía únicamente y sobre parejas de divisas. Tus opciones son con posturas básicas de poco riesgo y por ende poca ganancia. En ese caso mi mejor consejo sería: vete ahora que aún no has perdido hasta la camisa.

Yo no me enrollo con eso. (El técnico se pone sinuoso.) Sólo especulo con subyacentes sintéticos como índices bursátiles. Tengo la conciencia tranquila respecto a los bienes básicos, pero bueno, cada quien carga su morral a cuesta.

Deberían saber (Otra vez el de las lecciones) que la palabra especular proviene del latín “specularis”relativo a verse en un espejo, el acto de especular sería un ejercicio del ego, a eso es que nos dedicamos y por eso este bar tiene espejos…

Para unos narcisistas extremos, perder las camisas es inimaginable, y las que ustedes usan son bien caras. (El que mira al piso anda en otra cosa.)

Ay carajo, ahora pareces un marico triste, (Lo dijo el provocador.) mejor hablemos del culo de fulanita.

¿El culo de quién..?

(En la brevedad de los siguientes segundos todos toman su trago, parecen alistarse para algo. Miran sus imágenes reflejadas en el espejo que hay detrás de la barra y ajustan sus atuendos, el grupo se disuelve. Me tomé lo que quedaba en el vaso y apagué el aparato.)

FIN

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here